TU AMIGA “LA MENTE”

TU AMIGA LA MENTE, no dualidad, advaita, mente

(Largo silencio)

Satsang lleva ya unos 40 minutos, y continuará; yo no tengo que hacer nada. No tengo que decir nada, así que lo dejaré que siga y hablaré sobre algunas cosas que pueden ser interesantes para vosotros, que pueden ayudaros en vuestra búsqueda, que pueden ayudaros a disfrutar un poco más esta vida que vivimos en algo que llamamos «Realidad», que no tiene nada que ver con Satsang, pero tengo que hablar de algo para que no te aburras y te duermas.

(risas)

Hablo mucho sobre la mente y de cómo la mente es el único obstáculo para darse cuenta de quién eres realmente, de hecho, es el principal obstáculo para la felicidad, para estar en paz, para no necesitar nada; pero dices «oh, la mente es importante, la mente, el pensamiento, tengo que pensar mis cosas, tengo que pensar cómo voy a hacer las cosas, tengo que pensar en todo».

Permíteme explicártelo de esta manera: imagina que tienes un amigo, un muy buen amigo, alguien a quien le confiarías tu propia vida, y este amigo, que amas y en el que confías, te dice que tu felicidad depende de encontrar algo que está en una habitación, detrás de una puerta y, hasta que encuentres eso, nunca serás feliz; y él te acerca a la habitación, abre la puerta, te deja entrar y cierra la puerta dejándote dentro. Y comienzas a buscar en la habitación esa cosa que finalmente te dará la felicidad. Empiezas a buscarla y no ves nada, y sigues buscando y sigues buscando, porque confías en tu amigo, porque tu amigo no te va a engañar, o eso piensas. Y sigues mirando y buscando y llega a un punto en el que comienzas a decir: «He mirado por todas partes en esta habitación, cada rincón, cada cajón, detrás de los cuadros que están en la pared, debajo del colchón, debajo de la cama, en todas partes, muchas veces, una y otra vez y no encuentro lo que mi amigo me dijo que necesitaba para ser feliz».

En algún momento debes darte cuenta de que tu querido amigo no es realmente ese querido amigo que tú piensas, que tu queridísimo amigo te ha mentido y te ha hecho perder mucho tiempo de tu vida buscando algo que no estaba allí. En ese momento dejas de confiar en esa persona y ya no serás su amigo. Es lo mismo con la mente. La mente te ha dicho que necesitas encontrar algo y te ha dicho dónde buscar; y fuiste y miraste allí, porque confiabas en la mente, pensabas que la mente era tu amiga.

Desde que eras muy pequeño todo el mundo te dijo que todo depende de la mente y la mente es tu amiga, y la mente te ayudará a salir adelante en la vida, y la mente te ayudará a encontrar la felicidad y confiaste en la mente y miraste donde la mente te decía que miraras y no encontraste nada. En algún momento debes darte cuenta de que tu mente no es tu amiga. Tu mente te ha hecho buscar cosas que no estaban allí, así que debes dejar de escucharla y comenzar a buscar en otro lugar. Eso es todo. Así es como funciona esto. Para y empieza a buscar en otro lugar.

(Largo silencio)

Y me preguntas «¿Dónde mirar? ¿Dónde mirar ahora? ¿Dónde mirar ahora que ya no confío en la mente?”. Te doy un pequeño truco: «La verdad está a 180 grados de lo que llamamos Realidad, a 180 grados de lo que llamamos «El Mundo», a 180 grados de lo que la mente te dice que hagas». Así que, cuando tengas dudas, mira lo que el mundo te dice que hagas, gira 180 grados y corre en la dirección contraria. Funciona siempre.

(Largo silencio)

Tu mente te dijo que tu felicidad llegará cuando entiendas el mundo, cuando descubras cómo funciona, cuando descubras la lógica detrás del mundo; y esa es la mentira más grande de la mente, porque el mundo no tiene lógica, nunca tendrá lógica, está diseñado para no tener sentido.

Intentas entender el mundo, lo intentas con la filosofía, lo intentas con la ciencia, con la política, con la religión, con las dietas, etc., etc., etc. Pero nunca entiendes nada.

El mundo nunca tendrá sentido porque el mundo es aleatorio y está en constante cambio. No se puede entender algo que es aleatorio y que está cambiando constantemente. Nunca lo descubrirás, nunca lo entenderás y desperdiciarás tu vida tratando de hacerlo. Cuando crees que estás a punto de tener éxito cambiará para convertirse en algo diferente. Nunca resolverás esto así que, deja de tratar de entender las cosas; deja de tratar de descubrir la lógica del mundo; deja de tratar de averiguar por qué suceden las cosas en el mundo, porque no tiene ningún sentido y nunca lo tendrá, no tiene que tener ninguna lógica para existir; está diseñado así; así que, PARA. No hay nada que entender, nada en absoluto; ni siquiera en la búsqueda de quién eres realmente. No intentes entender nada en absoluto. La lógica es un invento de la mente.

“La lógica es un invento de la mente para mantenerte encerrado en la habitación”

Luis de Santiago