NO PUEDO AYUDARTE HASTA QUE…

Sé que estás cansado de sufrir, cansado de vivir con miedo, cansado de ignorar. Lo sé, pero por más que quiera, no puedo ayudarte:

 

Hasta que te canses de leer textos sin aplicarlos a tu vida diaria.

Hasta que te canses de repetir como un lorito cosas que no has experimentado.

Hasta que te canses de intercambiar textos y vídeos en Facebook

Hasta que te canses de adorar a los maestros muertos como si fueran Dioses a pesar de que ellos siempre han dicho que no lo hagas.

Hasta que te canses de aparentar que sabes.

Hasta que te canses de coleccionar maestros, técnicas y lugares.

Hasta que te canses de repetir lo mismo una y otra vez, sin avanzar.

Hasta que te canses de querer ser un maestro antes de ser libre.

Hasta que te canses de dejar que la mente sea tu compañera de búsqueda.

Hasta que te canses de engañarte.

 

Hasta que te hartes, hasta que te canses no puedo hacer nada por ti, más que entenderte y darte mi amor, pero no te puedo ayudar a encontrar lo que dices buscar.

 

Tus posibilidades de vivir en paz, sin miedo, consciente son inversamente proporcionales a la cantidad de basura «espiritual» que te has metido en la cabeza.

 

Hártate, cánsate y la Gracia te ayudará.

 

Luis de Santiago